Flujo de energia y materia

Flujo de energia y materia

diferencia entre el flujo de energía y el flujo de materia en un ecosistema

La energía «fluye» por el ecosistema en forma de enlaces carbono-carbono. Cuando se produce la respiración, los enlaces carbono-carbono se rompen y el carbono se combina con el oxígeno para formar dióxido de carbono. Este proceso libera la energía, que es utilizada por el organismo (para mover sus músculos, digerir los alimentos, excretar desechos, pensar, etc.) o la energía puede perderse en forma de calor. Las flechas oscuras representan el movimiento de esta energía. Obsérvese que toda la energía procede del sol y que el destino final de toda la energía en los ecosistemas es perderse en forma de calor.  En esta unidad trataremos de cuantificar la importancia relativa de las diferentes especies que la componen y las relaciones de alimentación. Esta unidad tiene una duración mínima de 6 horas.

2.3.U1 A medida que la radiación solar (insolación) entra en la atmósfera de la Tierra, parte de la energía deja de estar disponible para los ecosistemas, ya que esta energía es absorbida por la materia inorgánica o reflejada en la atmósfera

La energía solar es cualquier tipo de energía generada por el sol. El resto es absorbido por la atmósfera terrestre. Al igual que la energía entrante y saliente en la superficie de la Tierra debe equilibrarse, el flujo de energía hacia la atmósfera debe equilibrarse con un flujo igual de energía hacia fuera de la atmósfera y de vuelta al espacio.Las nubes, los aerosoles, el vapor de agua y el ozono absorben directamente el 23% de la energía solar entrante. La evaporación y la convección transfieren el 25% y el 5% de la energía solar entrante desde la superficie a la atmósfera. Estos tres procesos transfieren a la atmósfera el equivalente al 53% de la energía solar entrante. Si el flujo total de energía debe coincidir con el infrarrojo térmico saliente observado en la parte superior de la atmósfera, ¿de dónde procede la fracción restante (alrededor del 5-6 por ciento)? La radiación calienta la superficie de la Tierra y ésta irradia parte de la energía en forma de ondas infrarrojas. Al ascender por la atmósfera, son interceptadas por los gases de efecto invernadero, como el vapor de agua y el dióxido de carbono.  Los gases de efecto invernadero atrapan el calor que se refleja en la atmósfera. De este modo, actúan como las paredes de cristal de un invernadero. Este efecto invernadero mantiene la Tierra lo suficientemente caliente como para mantener la vida.

¿cómo fluye la materia y la energía en la atmósfera por el movimiento de

ResumenLas interrelaciones entre productores y consumidores están determinadas por su número, por la eficacia con la que la energía es aprovechada por los niveles tróficos inferiores, por la velocidad de renovación de las poblaciones dominantes, por la capacidad de los productores de renovar la producción consumida y por la relación entre la energía necesaria para el mantenimiento y la disponible para la producción en las especies dominantes de las distintas cadenas alimentarias. Estas interrelaciones determinan la productividad y la estabilidad de las biogeocenosis (BGC) y las peculiaridades de la transferencia de energía y materia. Las investigaciones del Programa Biológico Internacional publicadas recientemente han aportado muchos datos sobre la estructura de las BGC. Por ello, en este trabajo se presta especial atención a las características funcionales de los ecosistemas.Palabras claveEspecie dominante Nivel trófico inferior Estepa de pradera Pico de población

flujo de energía en un ecosistema

El flujo de energía es el flujo de energía a través de los seres vivos dentro de un ecosistema[1] Todos los organismos vivos pueden organizarse en productores y consumidores, y esos productores y consumidores pueden organizarse además en una cadena alimentaria[2][3] Cada uno de los niveles dentro de la cadena alimentaria es un nivel trófico[1]. [Para mostrar de forma más eficiente la cantidad de organismos en cada nivel trófico, estas cadenas alimentarias se organizan en pirámides tróficas[1]. Las flechas de la cadena alimentaria muestran que el flujo de energía es unidireccional, las cabezas de las flechas muestran la dirección en la que se mueve la energía y que ésta se pierde en forma de calor en cada paso del camino[2][3].

El flujo unidireccional de energía y la pérdida sucesiva de energía a medida que asciende en la cadena alimentaria son patrones de flujo de energía que se rigen por la termodinámica, que es el concepto de intercambio de energía entre sistemas[4][5] La dinámica trófica se relaciona con la termodinámica porque se ocupa de la transferencia y transformación de energía (originada externamente por el sol a través de la radiación solar) hacia y entre los organismos[1].

flujo de materia y energía en los ecosistemas clave de respuesta

La energía y la materia caracterizan a los sistemas físicos y biológicos. Estos sistemas se definen tanto por los tipos de energía y materia que contienen como por la forma en que esa materia y energía se mueven a través de los sistemas y entre ellos. En los sistemas naturales, tanto la energía como la materia se conservan dentro de un sistema. Esto significa que la energía y la materia pueden cambiar de forma, pero no pueden crearse ni destruirse. La energía y la materia suelen ser cíclicas dentro de un sistema, y las diferentes formas de materia y energía pueden interactuar. Al estudiar la energía y la materia de un sistema hay que tener en cuenta el entorno que lo rodea para examinar el flujo que entra y sale del sistema. Los científicos tratan de estudiar el flujo y las interacciones de la materia y la energía, mientras que los ingenieros suelen tratar de minimizar las entradas y maximizar las salidas de materia y energía en relación con un sistema determinado.

Los científicos e ingenieros especializados en océanos y aguas estudian diversos tipos de materia y energía. Por ejemplo, los biogeoquímicos describen cómo se produce el ciclo de la materia y la transformación de la energía a gran y pequeña escala. Los biogeoquímicos pueden examinar los ciclos de elementos y compuestos como el agua, el carbono y el mercurio (Fig. 2.17). Algunos ecólogos examinan la variación de las etapas de descomposición de las caídas de las ballenas. Los ingenieros oceánicos están desarrollando formas de transformar la energía del viento y de las olas en el mar en electricidad utilizable para la población de las regiones costeras y de otros lugares.

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos